9 nov. 2016

Anuario Verde 2016. Apuntes transversales




El jueves 27 de octubre, en el Aula de Grados de la Facultad de Humanidades de la Universidad de Huelva, tuvo lugar Anuario Verde 2016. Estado de la Cuestión Poética, una cita en la que la poesía fue analizada desde cuatro perspectivas: la edición, la creación, la crítica y la gestión cultural.


Los representantes de cada una de esas perspectivas fueron figuras destacadas del panorama literario:



  • Manuel Borrás: fundador y editor literario Pre-Textos, casa editorial fundamental en la construcción de la cultura en habla hispana (Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial, 2007; Reconocimento al Mérito Editorial, Feria del Libro de Guadalajara, 2008; entre otros galardones). 
  • Julieta Valero: una de las voces más interesantes del panorama nacional con títulos como Altar de los días parados (Madrid, Bartleby, 2003), Los heridos graves (Barcelona, DVD, 2005, IV Premio De Poesía Radio Joven de RNE-R3), Autoría (Barcelona, DVD, 2010, XXII Premio de Poesía Cáceres Patrimonio de la Humanidad) o Que concierne (Madrid, Vaso Roto, 2015), actualmente coordinadora de la Fundación Centro de Poesía José Hierro. 
  • Juan José Téllez: periodista, escritor y biógrafo, responsable actualmente de la dirección de contenidos y programación del Centro Andaluz de las Letras; entre su obra literaria pueden destacarse los volúmenes de poesía Las grandes superficies (Madrid, Visor, 2010, Premio XXIV Premio Unicaja de Poesía), la colección de poesía reunida Ciudades y sextantes (poesía reunida 1979-1999) (Sevilla, RD, 2006) o los ensayos María Zambrano y la República niña (Málaga, C&T, 2011) y Paco de Lucía, el hijo de la Portuguesa (Barcelona, Planeta, 2015). 
  • Vicente Luis Mora: escritor y crítico (además de su pasado como gestor cultural en los Institutos Cervantes de Alburquerque y Marrakech); entre su producción literaria, destacan los poemarios Mester de cibervía (ValenciaPre-Textos, 2000, Premio Arcipreste de Hita de Poesía), Construcción (Pre-Textos, 2005) y Serie (Pre-Textos, 2015), la novela Alba Cromm (Barcelona, Seix Barra, 2010) y los ensayos El lectoespectador. Deslizamientos textovisuales entre literatura e imagen (Barcelona, Seix Barral, 2012) y El sujeto boscoso. Tipologías subjetivas de la poesía española contemporánea entre el espejo y la notedrad (1980-2015) (I Premio Internacional de Investigación Literaria Ángel González) (Iberoamericana Vervuerte, en prensa), y su labor como antólogo en La cuarta persona del plural. Antología de poesía española contemporánea (1978-2015) (Madrid, Vaso Roto, 2016). 


La mañana estuvo repleta de experiencias, ideas y razonamientos en torno a la poesía, con especial atención a su papel coetáneo. Cada conferenciante expresó durante 30 minutos su porción del prisma (con las gratas y respectivas presentaciones de los profesores Luis Gómez Canseco, Rosa García Gutiérrez, Sergio Fernández López, y Margarita García Candeira), concluyendo la jornada con una mesa redonda integrada por todos los participantes -con la excepción de Juan José Téllez, que tuvo que atender otros compromisos propios de la gestión-, donde el público participó y se contrastaron temas como los premios literarios o el papel de lo femenino en la poesía.
Mesa redonda: Manuel Borrás, Julieta Valero y Vicente Luis Mora

La propuesta de estas conferencias tiene el elixir de lo presencial, de lo único, y la experiencia es difícilmente transmitible; en cualquier caso, en un ejercicio de divulgación y difusión, a continuación voy a situar los resúmenes que los conferenciantes facilitaron y unas breves notas a vuelapluma que recogí de cada uno.



Edición literaria: pasaporte para la vida

Manuel Borrás


Su disertación versará en torno a la pasión por la literatura y la letra impresa, evidentemente también sobre la construcción de un catálogo en cuyo su diseño colaborará antes la aplicación de un criterio de excelencia literario que razones comerciales. Es imprescindible para la labor editorial comenzar estableciendo la distinción entre edición industrial y literaria. El catálogo debe ser el mejor libro que pueda editar, incluso escribir un editor vocacional. La edición del género poético comporta, además, una gran complejidad si se realiza desde criterios independientes y plurales, más allá de capillas y tribus estéticas.



# Ser editor literario no es lo mismo que ser editor independiente; existen muchas dependencias.

# El editor ha de trabajar mucho la pedagogía.
# Su misión la entiende como la de crear estados de perplejidad.
# El editor también es un crítico. Fija jerarquías: no todo tiene el mismo valor.
# Es necesario aplicar criterios de excelencia.
# El premio Nobel de Literatura a Dylan no viene sino a indicar algo: la sustitución de la cultura por el espectáculo.
# Déficit de educación y de cultura en nuestra sociedad.



El Decir: esa dúctil tara

Julieta Valero


Convencida de la complejidad y a la vez de la oportunidad de riqueza (vital) que ofrece la condición de poeta, Julieta Valero tratará de enunciar algunas de las paradojas que la constituyen: la de unos sujetos que se ven impelidos a generar unas estructuras lingüísticas que escapan a la función habitual del lenguaje pero que a la vez lo capacitan para expresarnos en toda la magnitud de nuestra condición humana; la de una práctica o profesión interna que tiene muy poca visibilidad social pero sin embargo sobrevive a los grandes cambios culturales y, de alguna manera, los consigna y los habita. Qué significa ser poeta en 2016. Cómo se articula la relación con un mundo cada vez más ajeno a la contemplación productiva. Quiénes nos acompañan y a la vez precisan en ese viaje. Dónde está el lector que somos y el que necesitamos para conjugar la propia escritura.



# Comprende la escritura como una tara. Aparecen junto al término tara otros como: pulsión, lateralidad, necesidad,...

# Consciente de ser una actividad minoritaria.
# Resistencia existencial. Atiende a lo que sacude la conciencia.
# Trabajo. Conciencia de lenguaje. La lectura. Aquietamiento, pararse, detenerse.
# Para agrietar la realidad y ver más allá hay que pararse.
# La poesía como “don” (regalo, encuentro).
# En el mundo digital existe el riesgo de ver pero con una mirada ciega.



Poesía fuera de canon

Juan José Téllez

En la actualidad, no existe un canon similar al que ha reinado en otros momentos de la historia de la poesía española. El eclecticismo, la convivencia de corrientes y la falta de una corriente que fije una supremacía estética puede obedecer a causas bien diversas, desde la ausencia de una bandera lírica con suficiente fuerza a la que sumarse o la diversificación en la divulgación literaria que han propiciado las nuevas tecnologías.

# Señala la necesidad de entender la relación entre cultura y entretenimiento, explorar sus fronteras.
# La poesía como consumo.
# Estamos en un tiempo sin canon.


El antólogo como crítico de antólogos
Vicente Luis Mora


El crítico literario es un antólogo de lecturas de otros críticos, y de lecturas sobre el concepto de crítica literaria; su trabajo es espigar qué textos de la teoría literaria pueden servirle mejor a la hora de formar su criterio de trabajo. Por su parte, el antólogo es un crítico de antologías, es una persona que tras leer decenas o centenares de florilegios decide dar él mismo el salto al quehacer antologador, basando su trabajo de selección en los aciertos y errores detectados en los demás antólogos. Por ese motivo, la actividad de crítico y la de antólogo están estrechamente relacionadas.



# Si algo define al crítico ha de ser el estudio continuo.

# Hacer todo lo contrario de lo que el mercado hace. 
# Nuestra sociedad tiene una lacra en la confusión entre lo personal y lo cultural. 
# El crítico no puede pensar en las consecuencias. 
# Su criterio crítico es la excelencia. 
# Los medios ocultan unos nombres y dan/dicen otros. 
# Releer y estudiar. 
# Ser consecuente: nada de consenso, de conciliación. Debates y confrontación pacífica.
# La lectura de un importante número de volúmenes es la base de experiencia previa al ejercicio de la crítica.



Hasta aquí este pequeño boceto de lo que fueron las cuatro ponencias, que esperemos tengan continuidad en próximas ediciones y otros formatos: ¿Anuario Verde 2017?




[Agradecer a José Manuel Alfaro el que abriera esta vía académica paralela al Encuentro de Verdes Escritores y Creadores, y al profesor, y compañero, Raúl Díaz Rosales como co-partícipe y gran culpable de que Anuario Verde 2016 haya sido una realidad tan positiva].